Las aseguradoras pedirán a Muface una subida de primas

 Las compañías ya han mantenido los primeros encuentros con el nuevo director general del sistema

Muface es el sistema mayoritario y depende del Ministerio de HaciendaMoncho Veloso monchoveloso Madrid 28/03/2017

Aseguradoras y Gobierno encaran este año la renovación para 2017 y 2018 de los consorcios de las mutualidades (Muface, Isfas y Mugeju) a través de las cuales el 80% de los funcionarios reciben asistencia sanitaria. Uno de los planteamientos que las compañías que prestan el servicio –Segurcaixa Adeslas, Asisa, DKV, IMQ, Mapfre, Caser y Sanitas– pondrán sobre la mesa de negociación, según señalan a ABC en el sector, será un aumento de la prima por asegurado, es decir, del presupuesto de dichos convenios.

Los funcionarios pueden elegir entre ser atendidos por el Sistema Nacional de Salud o por una entidad aseguradora a través de esas mutualidades. Actualmente, más de 1,9 millones de empleados públicos, el 84% del total, eligen la asistencia privada. Los actuales convenios finalizan en diciembre de este año y suelen renovarse por periodos de dos ejercicios. Normalmente el acuerdo se firma en el último trimestre del año.

Muface, el sistema mayoritario y dependiente del Ministerio de Hacienda, accedió en 2015 a aplicar una subida de la prima media del 3,5% ese año y la congeló en 2016. Las aseguradoras consideran que es insuficiente y será necesaria una revisión. Fuentes del sector admiten que es un sistema muy difícil de rentabilizar y recuerdan que Mapfre, Caser y Sanitas decidieron en los últimos años abandonar Muface.

El futuro del segmento, según explicaba a principios de año en unas jornadas de ICEA el consejero-director general de Segurcaixa Adeslas, Javier Murillo, dependerá de las condiciones en las que se pueda suscribir un nuevo concierto para 2018.

Este mes las compañías han mantenido ya un primer encuentro con el nuevo director general de Muface, Antonio Sánchez. Al respecto, esta misma semana el consejero delegado de DKV, Josep Santacreu, admitía que de esos primeros contactos se intuía una nueva “etapa positiva y de esperanza” y confiaba en una mayor “sensibilidad” por parte del Ejecutivo tras años de ajuste.

Uno de los argumentos que esgrimen las aseguradoras es la eficiencia con que prestan el servicio y el ahorro que hacen a las arcas públicas. En concreto, y según el informe “Sanidad privada, aportando valor: análisis de la situación 2017”, publicado esta semana por la fundación IDIS, se estima que la prima media de Muface se situó en 2016 en 827 euros anuales por funcionario, mientras que el gasto sanitario público per cápita de ese mismo ejercicio ascendió a 1.134 euros, lo que implica una ahorro para la Administración de 307 euros por mutualista.

Además, en el sector apuntan a que este año el segmento puede ver incrementados sus costes por dos vías. En primer lugar, debido al esperado repunte de la inflación, que cerró 2016 en una media del -0,2%, y este año se aproximará al 2% y, según las previsiones, en 2018 superará el 1,5%.

Por otro lado, la concentración hospitalaria, aunque se ve con buenos ojos en el sector asegurador, otorgará mayor capacidad de negociación de los precios a los proveedores de las compañías de seguros.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s